Descubre como Marie Kondo gestionaría Google Ads

Descubre como Marie Kondo gestionaría Google Ads

La actual gurú del orden Marie Kondo está revolucionado la ordenación de la ropa y enseres en millones de casas del mundo, y aunque nos cueste creerlo, sus consejos se pueden aplicar perfectamente para una cuenta de Google Ads.

El tener una cuenta donde la información y la estructura están debidamente ordenadas nos ahorra esfuerzo y tiempo para sacar conclusiones basándonos en datos reales y no en conclusiones erróneas.

Hay que aprender a deshacerse de lo que no sirve de la cuenta y acumular sólo los datos que, como nos enseña Marie Kondo, nos haga feliz.

Pero, ¿cómo podemos llegar a esta felicidad? Sencillamente ordenando  el armario de ropa con lo que realmente nos es útil, que en nuestro caso sería la de alcanzar el objetivo que nos hayamos marcado en la cuenta.

Tener una Estructura Organizada

Una de las máximas que nos aconseja Marie Kondo en la ordenación de la ropa es que cada cosa tenga su sitio.

En Google Ads nos pasa lo mismo: segmenta, segmenta y segmenta para que cada palabra clave tenga su sitio y que cada cuenta  tengo su objetivo.

Vence a la pereza y no incluyas una palabra clave en un grupo de anuncios que no coincida con los términos por el mero hecho de no tener que crear un nuevo grupo de anuncios o peor aún, no generes  anuncios con el mismo copy en todos ellos.

A la larga lo agradecerá tanto tu grupo de anuncio como a ti mismo para tomar la decisión más acertada teniendo los datos correctos y no mezclados como en un cajón desastre de ropa.

Aplicar una nomenclatura

Las cuentas gestionadas, ya sea a nivel de agencia o a nivel de propia empresa, pueden ser consultadas por diferentes personas.

Por ello, es recomendable que las campañas y los grupos de anuncios tengan una nomenclatura común para poder identificarlas de un simple vistazo y no tengamos que perder tiempo en acceder a cada campaña y grupo de anuncios para comprobar que la información que estamos analizando es la correcta.

Hay mil maneras de asignar una nomenclatura como el ordenar la ropa en un armario pero hay que ser coherente: no pongamos los calcetines junto con las camisas ya que los datos que analicemos en los grupos de anuncio distorsionarán las conclusiones y se tomarán decisiones erróneas.

Uno ejemplo de nomenclatura es poner el tipo de campaña (Search, Display, Vídeo, etc) seguido del producto, familia de producto, servicio, etc. y la segmentación geográfica u objetivo de la campaña. Por ejemplo: Search_Casa Rural_Palencia, Vídeo_Awarness_Madrid, etc.

Utilizar las Etiquetas

Y no, no estamos hablando de los píxeles (damos por hecho que ya sabemos gestionarlos e implementarlos) sino de las etiquetas que ponemos ya sea a nivel de palabra clave, grupo de anuncio, campaña, anuncio o MCC.

La información que asociemos a esta etiqueta facilita el análisis de datos al especificar el motivo: puede ser el CPA límite para continuar con una Keyword, haber indicado el motivo de pausar un grupo de anuncios (promoción o estacionalidad) o simplemente saber que personas deben gestionar cada campaña en cuentas que tengan más campañas que cajones de armario de las Kardashian.

Dedicar tiempo al análisis

La gurú del orden avisa que todo lo que se necesita para el buen orden es tener tiempo para sentarte y examinar tus objetos personales.

En una cuenta de Google Ads pasa exactamente lo mismo. Dedícale tiempo a analizarla y pasa a la siguiente fase: eliminar o recolocar.

Hay que deshacerse de aquello que no aporta beneficio y analizar el motivo: ¿las búsquedas son las adecuadas para ese grupo de anuncios?, ¿los anuncios mostrados corresponden con lo que está buscando el usuario?, ¿las pujas utilizadas son las más apropiadas para alcanzar el objetivo?…

Si has detectado el motivo ponle solución.

Despréndete de lo que no te hace feliz

Una de las máximas de Marie Kondo con la ropa es el deshacerte de aquello que no te hace feliz. Y lo mismo ocurre con una cuenta de Google Ads: deshazte de grupos de anuncios, palabras clave o anuncios que no te hagan feliz, es decir, con aquello que no cumpla con los objetivos marcados.

Define bien que factores son los que hay que tener cuenta para que te sientas feliz con tu campaña: un CPA determinado, un ROAS  superior a un X%, un CTR mínimo… el objetivo que te hayas marcado en la cuenta es la que te ayudará a definir que métrica debes analizar.

Valora este post!
[Total: 0 Media: 0]

Autor: Julio López

1 thought on “Descubre como Marie Kondo gestionaría Google Ads


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *