(+34) 91 668 45 71 info@onlinezebra.com

El marketing digital se ha convertido en un campo para tener negocios prósperos y todo se debe gracias a las estrategias que se utilizan. Sin embargo, no cualquier estrategia puede funcionar y para conocer su efectividad se utilizan las métricas de conversión.

Cada acción de marketing debe ser medida para conocer el nivel de influencia que tiene y saber si es correcto seguir aplicándola. Con las métricas de conversión, mejor conocidas como datos que ayudan a la comparación de la efectividad de cada estrategia, se puede medir.

Cada campaña posee objetivos y gracias a las métricas se puede entender si hay una buena precisión a la hora de alcanzar los objetivos. Para hacértelo mucho más sencillo de entender, hemos reunido las 8 métricas de conversión principales para un CRO ideal.

Las 8 métricas de conversión principales en CRO

  • Fuentes de tráfico

Dado que las métricas de conversión te ayudan a tener una página web de calidad, es importante enfocarse en las principales para poder alcanzar los objetivos. En este caso, las fuentes de tráfico se consideran como la primera métrica a tener en cuenta para mejorar.

Aunque el tráfico representa un punto importante para una página web, no sirve de nada si no te ayudan a lograr el objetivo. Lo esencial es encontrar un tráfico que pueda realizar conversiones de manera eficiente para tu página web y te permita adquirir ganancias.

Para eso, necesitas conocer dónde encuentran dichos usuarios tu página web y es allí donde se deben estudiar las tres fuentes de tráfico principales:

  • Usuarios directos: Se conocen por ser aquellos usuarios que ingresan a una web mediante una URL en el navegador y que no necesitan de ninguna ayuda.
  • Usuarios de búsqueda: Cualquier usuario que haya ingresado mediante la lista de resultados de algún navegador entra dentro de esta fuente. Dado que necesitaron ingresar las palabras clave que componen a una web para encontrarla y se guiaron por dichos resultados.
  • Visitantes referidos: Esta opción está conformada por aquellos que ingresan mediante un enlace de tu página web, desde una red social u otra web.

La clave está en estudiar cuál de todas las fuentes de tráfico ofrecen una mejor calidad de usuarios que realizan conversiones. Y de esa manera se puede diversificar el tráfico entre las opciones que funcionan mejor.

  • Conversión por visita

Uno de los detalles más importantes sobre esta métrica es que un nuevo usuario jamás interactúa con el sitio de la misma manera que un usuario frecuente. Es por eso que resulta esencial enfocarse en que la métrica de los nuevos usuarios y la de los usuarios recurrentes es totalmente distinta.

Una vez considerado esto, se necesita implementar métodos que ayuden a capturar la atención de los nuevos usuarios lo más rápido posible. Y se puede lograr al analizar los intereses que poseen cuando entran en la página web por primera vez, mejorando su experiencia basándose en eso.

  • Interacciones por visita

Lo más interesante de las interacciones por visita es que es una métrica que nos ofrece información sobre el comportamiento de los usuarios. Al establecer patrones de comportamiento, dicha métrica nos permite obtener suficiente información como para realizar una estrategia basándose en dichos datos.

Si un usuario se encarga de pasar larga cantidad de tiempo dentro de la web y no realiza una conversión, entonces deja información. Allí comprenderás si existe un patrón o dónde está la falla que evita que gran cantidad de usuarios terminen por abandonar la página antes de la conversión.

El utilizar las interacciones por visita se puede aprovechar al máximo y permiten la optimización de la experiencia del usuario.

  • Duración media de la visita

Otra de las métricas de conversión es el tiempo que pasan los usuarios dentro de la web. Gracias a ella es posible establecer patrones que definen hasta qué punto el usuario tiene una buena experiencia. Y al utilizarla como un medio de optimización del contenido, es posible que la duración media de una visita aumente de forma considerable.

Además, se enfoca en brindar información sobre los contenidos y puntos clave de una web que atraen mayor atención de los usuarios. Lo que ayuda a establecer estrategias de marketing que resulten mucho más eficientes al implementarlas en el resto de la web.

Mientras mayor sea el tiempo de duración del usuario, mucho mejor es la experiencia. Aunque también es necesario entender hasta dónde se cumplen las expectativas y buscar que el usuario logre alcanzar la conversión sin problemas.

  • Valor de la visita

Aunque su nombre lo dice todo, esta es otra de las métricas de conversión que permiten establecer una buena estrategia de marketing. El valor de la visita te permite definir cuánto vale cada visita para una web, dependiendo de ciertos datos.

Para obtener la métrica se necesita dividir la cantidad de visitas que se obtienen en un período de tiempo, entre el valor creado. Si una empresa posee una tasa de conversión ya definida y conoce cuánto es la compra promedio, se puede establecer un valor por visita.

De igual manera sucede con aquellos que poseen un blog y adquieren una conversión cuando el usuario accede a alguna publicidad. O incluso cuando desea adquirir una mayor cantidad de tráfico.

  • Coste de conversión

Si crees que el valor por visita es una de las métricas de conversión más importantes, el coste por conversión lo es mucho más. Esta métrica se debe al coste por clientes potenciales o por la referencia de los mismos. Y es más que obligatorio mantenerla en equilibrio con el valor por visita para evitar una estrategia de marketing que dañe el negocio.

Claramente si una visita te cuesta más de lo que puede llegar a generar en ganancias, la web podría convertirse en una mala inversión. Para evitarlo, es necesario aumentar la tasa de conversión considerando el coste de conversión para que no supere los límites.

  • Tasa de rebote

Puede ser normal el hecho de que una parte del tráfico termine evitando la interacción con una página web. Sin embargo, esto representa una gran pérdida para la tasa de conversión porque el usuario ni siquiera proporciona información a la web.

La tasa de rebote se conoce como la métrica de conversión donde los usuarios ingresan a una web y se salen sin interactuar. Ya sea porque se trata de una página con un contenido muy débil o porque no tiene la optimización necesaria para obtener una conversión.

Entre los inconvenientes que pueden generar esta tasa se encuentran los diseños web poco profesionales, así como un tiempo de carga muy alto. Recuerda que a ningún usuario le parece divertido esperar a que una página cargue después de mucho tiempo, por más interesante que sea su contenido.

Procura brindar una experiencia más cómoda para los usuarios, haciendo que su interacción con la web sea mucho más sencilla. De esa manera podrás evitar considerablemente la tasa de rebote.

  • Porcentaje de salida

Si es preocupante la tasa de rebote, entonces es necesario enfocarse de igual manera en el porcentaje de salida. Considerando que esta métrica de conversión es la que se encarga de medir a los usuarios que se van sin dejar ningún tipo de conversión.

La mejor manera de entender esta métrica es estudiando la interacción del usuario con la web, para establecer cuál es el punto en común que genera salidas. Al establecer un patrón se puede trabajar fácilmente en el punto débil de la web y lograr atrapar a clientes potenciales que realicen su conversión.

Muchos terminan abandonando una web por las características que posee o porque no proporciona los métodos más cómodos para el usuario. La intención de esta métrica es ayudar a identificar el porcentaje de salida para entender cuáles son las razones para abandonar la web.

métricas de conversión en CRO

Y ahora que conoces cuáles son las métricas que te ayudarán a establecer una estrategia de marketing adaptada a tu web, puedes ponerlas en práctica. Dado que cada una te ofrece información necesaria para el estudio de la influencia que posee tu estrategia.

En Online Zebra, como agencia especializada en CRO, sabemos que el CRO es la mejor forma de mejorar nuestra web con el fin de convertir más. Por eso, si quieres que tus usuarios lleguen a tu web y decidan comprar, necesitas el CRO en tu estrategia digital. Ponte en contacto con nosotros si quieres empezar ahora.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?

¿Conoces ya nuestros ebooks de SEO y Google Ads?

¡Haz clic aquí y descúbrelos!ebook google ads